Leer siempre está de moda

Foto: Arlington Public Library


No todo está perdido.

Así culmina el artículo de Maira Landa publicado hoy en El Nuevo Día titulado "¿Se lee o no se lee en la Isla?". El consenso general es que sí. La sociedad puertorriqueña, en su constante madurar, se encuentra más dada a la lectura que hace digamos 20 años. Esas son buenas noticias para los que escribimos y leemos.

Igualmente, otro artículo titulado "Lo que leen los puertorriqueños", escrito por Awilda Cáez, establece que "la autoayuda, la política y el suspenso son los géneros literarios preferidos por los lectores del País, quienes tienen el privilegio de acceso a una gran diversidad de temas". El subtítulo fue una cita mía, que llegué al artículo por medio de Bárbara Forestier sin saberlo.

Yo creo que el asunto no es si se lee o no lee, sino más bien qué se lee. Porque Dan Brown, Pablo Cohelo y el Gabo dan fe de las buenas ventas.

Al momento me encuentro adornando una novela que espero salga para fin de año o inicios del que viene. Por tanto, cuando escribo, no leo a nadie. Ni el horóscopo.

Pero como estoy en la etapa final de mi libro (debo entregar la novela esta semana), me he devuelto a la lectura con City of Glass, de Paul Auster; The Road, de Cormac McCarthy y una novela dormida de nuestra literatura, En babia, de Jose I. De Diego Padró. Leer varios libros no es un despliegue de glotnonería cultural, sino una buena manía que tengo. Le recomiendo eso a todo el que guste de escribir o crear algún tipo de arte.
La lectura es estímulo. Es el aeróbico del cerebro.
Por eso, para mí, leer siempre está de moda. Y uno siempre se va a ver y sentir bien.


You may also like

Blog Archive