Martes 13, y mientras más lo digo...

Mañana es martes 13.

Y mientras más lo digo, más me crece... el entusiasmo.

Un adagio portoricensis dice que ni te cases ni te embarques. Peor si se trata de un martes 13. En martes 13, para los que nos gusta retar los mitos, pasan cosas grandiosas también.

Por ejemplo, mañana, en la UPR de Río Piedras, se hará público el laudo del Primer Certamen Interuniversitario de Literatura para la categoría de poesía. El jurado está compuesto por Noel Luna, Angel Darío Carrero y Etnairis Rivera. La cita es a la 1PM en el seminario Federico de Onís. Mayra Santos será la moderadora.

A las 7PM, estará el amigo escritor Carlos Vázquez Cruz presentando Dos centímetros de mar, de la cual tengo un comentario para más adelante.

Y mañana, en la librería La Tertulia, a las 8:30 P.M., se presenta la revista Agentes Catalíticos, que para los ciudadanos de Generika debe constituir uno de los esfuerzos más genuinos en promover la literatura que se escribe en Puerto Rico hacia el próximo nivel. Presenta el "profesor Elidio La Torre Lagares", dice el comunicado.

Para mí, el nacimiento de una revista literaria siempre es una gran noticia. No sólo nos dice que hay escritores ávidos de ser leídos, que hay creadores enfrentándose al reto de la página o de la pantalla en blanco, y que sugiere, de algún modo, que hay algo que subyace a toda nuestra minucia existencial biológica un parecer de mayor alcance y que corresponde a ese plano de la insustancial de la materia, que es el reino del lenguaje, lo no natural o biológico. Es en este sentido que nos regocija de manera muy particular el lanzamiento del primer número de la revista Agentes Catalíticos, una publicación en donde se reúnen algunas de las voces que alguna manera contribuyen o aportan nuevas perspectivas a la laboriosa artesanía literaria.

El título de una revista, ya había mencionado en alguna presentación anterior, siempre localiza al sujeto articulador que, bien ya sea como colectivo bajo un principio estético o como mero acopio de visiones, siempre plantea la necesidad de la fisicalidad.


En Agentes Catalíticos probablemente es menos obvio ese principio organizador del conjunto de textos, pero baste decir que el término agente catalítico pertenece al plano semántico de la química, que estudia las formas de la composición, estructura y propiedades de las sustancias materiales, sus interacciones y los efectos producidos sobre ellas al añadir o extraer energía en cualquiera de sus formas. O sea, sustituímos la palabra química por literatura, y tenemos una definición: “el término agente catalítico pertenece al plano semántico de la literatura, que estudia las formas de la composición, estructura y propiedades de las sustancias materiales –entiéndase las palabras, en este caso-, sus interacciones y los efectos producidos sobre ellas al añadir o extraer energía en cualquiera de sus formas. El agente catalítico no es un reactivo ni un producto, no altera la constante de equilibrio y reduce el tiempo en que se logra el estado de equilibrio. También tiene el mismo efecto en la reacción directa como en la reacción reversa. Hay agentes catalíticos homogéneos y heterogéneos. Y, como en nuestro caso, hay agentes catalíticos literarios.

Y para allá vamos, junto a Samuel, Sergio, Juanluis, Vanelis, Celibelle, Jan Carlo, Xavier, Damarys, Yolanda y los otros que tendré oportunidad -espero- de conocer.






You may also like

Blog Archive

Search This Blog

Loading...