Urano retrógrado

Uno sabe que las cosas no pueden ir bien cuando el horóscopo le dice a uno: “Watch it. Uranus [your anus?] is going retrograde”. Fue tan elocuente el astrólogo que escribió eso, que tuve anclar la predicción como status update en Facebook y en Twitter.

Y es que no es fácil vivir en Genérika, ese estado de repetición uniforme, de déjà vus recurrentes y, sobre todo, de inexplicable absurdo. En Generika, todo es recuerdo y olvido.

Investigadores españoles acaban de descubrir que un incremento en la producción de la proteína RGS-14 pudiese hacer que un humano recuerde hasta por dos meses un objeto que vio una hora atrás. Si bien he dicho –y sostengo– que todo lo que somos es pasado, también me pregunto si no sería espantoso que uno quiera recordar por tanto.

Supongo que hacemos nuestra entrada oficial a los tiempos del Matrix, puesto que ya en Inglaterra han desarrollado una píldora para coartar la presencia de los malos recuerdos.

¿La advertencia que vendrá en el frasco de pastillas? “El uso de este medicamento pudiese prevenir el aprendizaje basado en errores o malas experiencias”.

O sea: pudiese terminar con aquello de que uno aprende a palo limpio. De hecho, de ser así, no aprenderíamos nada.

Claro que, dado el rumbo de los acontecimientos en el mundo –sin necesidad de enumerarlos–, la pregunta es si es que, alguna vez, los humanos aprendemos algo.

 

(La foto y el hairdo son de Sophia Angélica La Torre)



You may also like

Blog Archive

Search This Blog

Loading...