Solo los héroes mueren por amor: poema de la Masacre de Orlando




 "[Tophat Eddie] died trying to shield his boyfriend from a hail of bullets".
--CNN News

Cuando nada en la tierra,
Quede que tibie el sol,
Cuando nada en la tierra,
Quede que evoque ya.

Cuando sobre la tierra no haya ya mi dolor,
Solo habra una niña y ella sera el amor, 
El amor, el amor, para empezar.
--«Génesis», de Lucecita Benítez
-


¿podría caber un amor así de grande
en mí, así, de esos que todo lo pueden,
bajo el opalescente sombrero
de copa, donde se acopla la afección
o el querer sin fin, como querer hasta
después la muerte? ¿podría morirme
yo de espaldas a las balas,
como un TopHat Eddie hecho
de universo en la noche furiosa
de #Orlando, sombra insomne de las épicas
de Ariosto, abalanzado sobre lo absoluto,
el lugar común que es el amor de la vida?

quiero ser tú, TopHat Eddie, y cantar en agonía 
“I Will Die for You”, viajando en carroza 
por la luna para encontrar lo que perdimos
en la tierra mientras la sangre arrebuja
los cuerpos acribillados por el odio,
los cuerpos que cesan ante la materia,
los cuerpos vaporizados en la memoria?

solo los valientes se sacrifican
por amor, Tophat Eddie,
como todos los que cayeron 
contigo- poder amar así es siempre
una libertad contrariada 
por los que temen ser libres

por eso solo los héroes mueren
por amor, Tophat Eddie,

solo por amor siempre,
para empezar


-a las víctimas de la masacre de Orlando, la madrugada del 12 de junio de 2016, en especial a Eddie Sotomayor, Jr., «Tophat Eddie», a quien nunca conocí, pero cuya valentía y muestra de amor provocó este poema.


You may also like

Blog Archive